“La película que van a ver hoy es un homenaje al sin sentido” – RUBBER

¿Por qué en E.T el extraterrestre era marrón? ¿Por qué en Abierto hasta el amanecer el bar era un hervidero de vampiros? ¿O por que a Tarzán no le crecía barba? En todas las películas… Pero esto no solo pasa en el cine, en los videojuegos también: ¿Por qué Link no dice una sola palabra? ¿O por qué Pikachu no evoluciona? Y en la música, sin ir más lejos: Mr. Nice Guy, why you no more?! En todo lo que nos rodea hay un gran factor de “sin sentido” y siempre nos haremos preguntas como ¿por qué venden chicas desnudas en los Eroski de Málaga?

Pero ese no es el tema de hoy… El tema de hoy es porque un neumático cobra vida y revienta cabezas con la mente. Y la respuesta, como a todas las preguntas anteriores es:

POR NINGUNA JODIDA RAZÓN EN ABSOLUTO

La película empieza como lo hacen las grandes historias: en un vertedero. Allí entre sillas destrozadas y peluches más ásperos que la lima de uñas de Chuck Norris un pequeño neumático despierta como lo haría cualquiera de nosotros después de una noche loca en las Vegas: aturdido y echando arena por la boca.

Nuestro redondo amigo acaba de nacer. Lentamente se incorpora y camina un poco. No tarda en coger el equilibrio. Vaga por el desierto en busca de algo, lo que sea. Encuentra una botella, pasa por encima. Encuentra un escorpión, lo aplasta. Le gusta, le reconforta. Al cabo de unas cuantas revoluciones se encuentra con un cuervo. Las dos criaturas se miran fijamente y entonces…

¡Tiene poderes telepáticos! ¡O telequinéticos! Ahora es un neumático feliz: es joven, revienta cosas con la mente y esta enamorado… Un momento, ¿no os lo he dicho? Después de rodar un rato nuestro amigo llega a la carretera y allí se enamora a primera vista.

El neumático no lo duda y se enzarza en una encarnizada persecución para conseguir el amor de la dama. Pero, ¿sera posible el amor entre un neumatico y una humana? No tardan en surgir complicaciones y nuestro joven e inocente amigo, que no tiene ni ética ni moral… ¡Usa sus poderes para superar los obstáculos!

La policía comienza a seguirle la pista al misterioso asesino, que a su vez esta siguiendo al amor de su redonda vida. La cena esta servida.

Conclusión

Rara, divertida, surrealista… Rubber es sin duda una gran película que contando la vida de un pequeño neumático consigue transmitir muchas de las emociones que los fotogramas vacíos de las salas de cine pretenden. La banda sonora es genial, la fotografía es perfecta para la película y los efectos gore están realmente trabajados.  A simple vista puede parecer serie B de la más casposa pero Rubber es muchísimo más que eso. Mención especial al final del film, una metáfora echa con muy buen humor pero tan real como triste dentro del mundo del cine. En definitiva: obra de culto que siempre contará con sus fieles seguidores…

Y como extra: los carteles de la película. Todos ellos obras de arte…


Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s