ZombinLaden: The Axis of Evil Dead

Todo el mundo creía que  Osama Bin Laden fue abatido por los americanos y arrojado sin vida a algún lugar del océano, pero una pareja francesa se encuentra el premio en mitad del Atlántico…

No se si será cierto, pero ese es el argumento que el director francés Clément Deneux nos presenta en su maravilloso corto ZombinLaden: terroristas no-muertos, Coca-Cola y mucha, mucha sangre… (¡y en solo 4 minutos!) ¿Que más se puede pedir?

Desgraciadamente no podremos disfrutar de la “versión larga” de esta maravillosa idea; aunque a mi se me ocurre otra buena película con cierto dictador libio…

En fin, yo me marcho a prepararme un batido de gatito, ¡hasta otra!

Anuncios

Escenas Legendarias – El Vengador Tóxico

Seguimos con nuestra emision de cine cutre presentando nuestra sección, Escenas Legendarias

Muchas son las escenas que merecen pasar a los anales  de la historia. En las reseñas encontrareis las secuencias más extremadamente cutres, pero aquí podréis ver otras que merecen ser remarcadas… ¿y que mejor manera de hacerlo que con GIFs animados? En esta sección iré presentando las escenas más austeras de las pelis reseñadas con la esperanza de conseguir un buen catalogo de la mejor y más exquisita basura cinematográfica…

A.K.A El Vengador Tóxico, A.K.A La obra maestra de Troma. Cargada de gore cutre, grasientos chistes americanos y pseudo-porno casposo ochentero. Ademas contiene algunas de las muertes más asquerosas y pegajosas de la serie B ¡Manos a la obra!

.

  • El nacimiento de un héroe

Antes de convertirse en el primer superhéroe de Nueva Jeresy, Melvin era un muchacho débil y flacucho que trabajaba como limpiador en un gimnasio…

Pero un ¿buen? día Melvin sufrió un accidente que cambiaría su vida: ¡Cayó en un barril de residuos radioactivos mortales!

Lo sé, de momento no hay mucha diferencia...

 El problema es que los chicos de Troma no tenían presupuesto. ¡Pero no hay nada que el editor del Windows Media Player no pueda solucionar!

¡Tachááán!

 .

  • Toxie haciendo el bien

Nuestro vengador no tarda en ponerse a trabajar. Atracadores, asesinos, violadores, traficantes… ¡Temed, El Vengador Tóxico esta en la ciudad!

Toxie acabando con el trafico de cocaína

Toxie enseñando a un traficante de hígados que lo que hace esta mal

(INTERLUDIO)

¡De nuevo en acción! Toxie odia a los voyeurs...

.

  • Atraco en el restaurante mexicano

Como bien sabemos todos los super-héroes engendran super-villanos. La primera aparición de esta curiosa subespécie en Tromaville tiene lugar en un restaurante de tacos, a manos de unos extraños atracadores, en una de las escenas más surrealistas y divertidas de la película.

.

  • Toxie y Sarah (Momento “Oooh!” del artículo)

Nuestro héroe pronto conoce a la que sera el amor de su vida: Sarah, una simpática y guapísima ciega que no juzga a Marvin por su aspecto físico (aunque sea simplemente porque se “vea” obligada a hacerlo)

Juntos se lo pasan en grande y protagonizan varias escenas, a ritmo de balada al piano, de verdadero y aunténtico amor.

¡Que bonito! :’)

"Oooh!"

 .

  •  Toxie metiendo a una enana en la lavadora

Cuando Toxie descubre que bajo la apariencia inofensiva de ancianita enana se esconde uno de los capos mafiosos más grandes de la ciudad, ¡no lo duda y va enseguida a por el!

Toxie saludando

Como el maleante se niega a colaborar y el Vengador Tóxico no es alguien que da segundas oportunidades la pobre “señora” acaba dando vueltas dentro de la lavadora.

.

  • Látex, ketchup y máquinas de pesas…

Finalmente os presento mi muerte favorita de la película. A nuestro héroe le llega el soplo de que alguien esta pasando droga a los jóvenes en el gimnasio. El pobre desdichado se lo hubiera pensado dos veces si supiera que iba a acabar así… No os perdáis la fregona al final: ¡todo un detalle!

.

Y eso ha sido todo, amigos y amigas de lo cutre. Seguiré actualizando la sección de escenas legendarias. Recordad que podéis leer la reseña original de El Vengador Tóxico haciendo CLICK en este elegante culito ochentero:

¡Hasta la próxima!

Minutos ¿Musicales? – Rubber Johnny

Interrumpimos nuestra emisión de cine cutre para ofrecer los Minutos ¿Musicales?

Me gustaría atribuir la escasez de entradas esta última semana a lo divertidas y geniales que han sido mis vacaciones, pero el motivo real es mucho más triste: he estado incomunicado durante más de una semana en algún lugar de la otra punta del país. Así que aquí me tenéis dando por culo de nuevo…

He estado pensando en cual seria la mejor manera de disculparme y he llegado a la conclusión de que no hay nada más gratificante que un niño deformado con hidrocefalia bailando música electrónica. ¡Con vosotros el simpático Rubber Johnny!

Rubber Johnny es en realidad un corto del inglés Chris Cunningham, originariamente creado para ser el videoclip del tema “Afx247 v7” de Aphex Twin. Al final el vídeo derivó hasta el extraño corto que acabáis de ver. En cuanto al argumento de este, la Wikipedia os lo explicará mejor que yo… Una cosa es segura: no hay nada mejor que ver a un niño deformado en silla de ruedas dando caña para alegrarte el día ¡Hasta pronto camaradas!

Dazed & Confused

¡Buenos dias lectores! Despues de dos semanas sin actualizar vuelvo a la carga. Hoy traigo una entrada un poco inusual… Todo empezó cuando me enteré de que Judas Priest venian en agosto a Barcelona. Hasta ahí era un conciertazo pero cuando me entere de que se traerian a Motörhead y a Saxon con ellos solté sin pensarlo un instante: “¡Si gano el consurso literario del insti voy al jodido concierto!”

En fin, que acabé participando con un pequeño relato de humor negro titulado Dazed & Confused (Aturdido y confundido). La semana pasada me hicé con el premio y leyeron mi obra en la sala de actos…¡pero se dejaron una pagina! Con esto y por otras razones he decidí hacer pública la obra. Así que, sin más dilacion, os dejo con el relato original y completo:

Aturdido y confundido. El verde descolorido del bosque se mete por mis retinas, mientras intento asimilar la grotesca imagen que se halla ante mí. Dibujad un círculo en una hoja de papel. En un extremo de la circunferencia está mi coche, en el otro la gasolinera. Pintadlo de verde, añadid un punto en el centro y me tendréis a mí: un imbécil embobado frente a un cadáver, en medio de la jodida selva tropical.

¿Qué diablos hago yo aquí? Quiero decir, ¿qué lleva a un tío de treinta y pocos años a vagar con su modesto coche, escaso de gasolina, a través de ninguna parte? Miro al cadáver buscando una respuesta coherente en sus ojos. Su ojo izquierdo me devuelve una mirada pesimista. El derecho, casi salido de su órbita, me mira fijamente, sin expresión. El bidón de gasolina vacío se escapa entre mis dedos mientras vomito un grito desesperado.

Centrémonos: estoy en medio del bosque frente a un cadáver sin pantalones. La cabeza del desafortunado esta bollada  por el lado derecho. El martillo ensangrentado al lado del cuerpo sonríe maliciosamente, como si hubiera tenido algo que ver. Su ojo derecho ha decidido salir a tomar el aire, pero ha quedado bastante empapado por el rojo manantial que nace justo encima, y se desvanece en la camisa de cuadros. A simple vista parece el martillazo craneal estándar. Lo que me intriga son los pantalones… ¿Se han llevado los pantalones y el martillo no? Raro, sin duda, aunque no estaba dispuesto a girar el cuerpo para ver si la cabeza no era el único sitio donde tenía cicatrices.

Su aspecto es difícil de definir: se parece a John Fogerty, pero sin afeitar. El rostro es bastante peculiar: el tipo de cara que pones cuando te abren la cabeza mientras te sodomizan. ¡Por el amor de Dios!, ¿qué clase de ente viola y asesina a un pobre leñador y se lleva los pantalones de recuerdo? Hay mucho salvaje en este mundo…

Bueno; soluciones: Mi móvil ha decidido esperar en el coche a la gasolina, pero está a cuarenta minutos a pie. Vuelvo a mirar a mi colega. Como si tuviera algo que añadir… ¡Un momento! En el bolsillo de la camisa… ese pequeño bulto, ¿será un móvil? Tranquilo Dante, respira hondo. Es sencillo: Acércate, estira el brazo… un poco más… ¡Lo tengo!

Vamos, vamos… ¡Bien, tiene batería! Me han quedado los dedos empapados. La sangre real no es como en las películas: roja y brillante. Tiene un tono más oscuro y es pegajosa, la sangre auténtica acojona de verdad. Vale, 911, empieza la fiesta:

“¿Seeeh?”

“Emmm… Buenos días, ¿es la policía? Verá: Mientras paseaba por el bosque, me quedé sin gasolina y…”

“¿Y?”

“El caso es que estoy frente a un cadáver en este mismo momento”

“Bien, ¿dónde se encuentra?”

“Pues en el bosque… ¡Exactamente no lo sé! Ya le dije que me quedé sin gaso…”

“Vale, vamos para allá”

¿Vamos para allá? ¡Estos imbéciles no encontrarían ni a una puta en Bagdad! ¡Maldita sea, habrá que esperar!

[…]

Una hora después, un coche se hace visible; el motor descansa, la puerta se abre y aparece un policía gordo con bigote. Su rostro es un cóctel de asco, miedo y sorpresa .

“¡Por fin…! Bueno, aquí está el cuerpo. Seguramente usaron el martillo para cargárselo; lo que me extraña son los…”

Pantalones. Esa es la palabra que quedó degollada bruscamente por el frío clack de las esposas, cerrándose en mis muñecas. Aturdido y confundido miro a mi alrededor: un cadáver sin pantalones, un martillo ensangrentado y yo, con unas manos “deliciosas”. Dante, ¡feliz Navidad!

David González López (MrYeeepa)

Me gustaria añadir que despues de un largo y tortuoso proceso judicial Dante sale impune del caso por falta de pruebas.

Finalmente, deciros que pronto volveré con los analisis (tengo unos cuantos planeados que os van a encantar…) ¡Hasta otra!

“¿Que va a ser lo próximo? ¡¿Una vaca que camina a dos patas?!” – El Vengador Tóxico IV

“Hace 15 años un muchacho llamado Melvin se transformó en el Vengador Toxico. Después se hicieron 2 secuelas de mierda. ¡Lo sentimos! Aqui llega la VERDADERA SECUELA”

Con esta frase empieza la cuarta parte de una de las mejores películas que nos a dado la serie B. Es cierto, después de la primera Toxie protagonizó dos peliculas más cargadas de buen humor pero carentes de algo, les faltaba chispa. Y 15 años después los chicos de Troma rodaron “algo” que reviviría la saga. “Algo” que le daría un digno final. Si te atreviste a ver El Vengador Tóxico prepárate porque aun no has visto nada…

La película empieza  cuando un grupo criminal llamado la Mafia del Pañal esta asaltando el Instituto de Educación Muy Especial de Tromaville. Sus exigencias: quieren que les traigan a “la chica bikini de la tele” o mataran a un alumno cada media hora. Y todo el mundo se hace la misma pregunta, ¿donde estará Toxie?

Al cabo de 10 minutos y dos alumnos muertos (Sí, ya se que no cuadra) llega “la chica bikini de la tele” y se mete en el Instituto. Pero la Mafia del Pañal no se imagina que “la chica bikini de la tele” es en realidad…

¡El Vengador Tóxico!

Toxie se pone enseguida manos a la obra: ahoga a un pobre mafioso con su propio pañal, le aplasta la cabeza a otro con La Biblia y la Teoría de la Evolución de Drawin, etc… Mientras esta “manos a la obra” con el líder de los mafiosos se da cuenta de que si el corazón del maleante se detiene estallará una bomba que hay en el Instituto. Pero como ya he dicho Toxie esta “manos a la obra”…

"¡Maldición!"

Cinco segundos quedan para que la bomba estalle y en ese tiempo a Toxie le da tiempo a ir a casa, hacer el amor con su mujer ciega Sarah y volver para evacuar en Instituto pero la explosión es inminente: el Instituto vuela en pedazos y de entre los escombros surge alguien a quien no conocemos aún…

¡El Infractor Nocivo! (Noxie para los amigos)

¡¡¡Resulta que la explosión a enviado a Toxie a un universo paralelo donde todos son malvados y Noxie (la versión malvada de Toxie) esta ahora en Tromaville!!!

Vale, quizá el argumento no sea el punto fuerte de la película pero a partir de ahora Toxie tendrá que encontrar la manera de volver a casa mientras Noxie la lía parda por Tromaville.

Sangre, humor negro y más sangre y humor negro… ¡Preparaos porque el Vengador Toxico ha vuelto!

Lo Mejor

+ Para empezar es la digna secuela y sucesora de El Vengador Tóxico. Si te gustó la primera, te encantara. Si no la pudiste soportar mejor prescindir de esta.

+ ¡Porque podréis asistir al nacimiento del hijo del Vengador Tóxico!

¡Ha salido a su padre!

+ ¡Porque las muertes son tan variopintas y originales!

+ Porque es mucho más buena que cualquier comedia cutre de hoy en día. Tiene detalles brutales y cada minuto hace un chiste negro (a veces negrísimo), criticando a la sociedad americana. Es sencillamente demoledora.

+ Y por ultimo, ¿quien necesita a Spiderman o Batman teniendo a los mayores superheroes de la historia?

¡El Sargento KabukiMan!

¡El Hombre Delfín!

¡Vaca Loca!

¡Y Lemmy de Motörhead!

Conclusión

Gamberra, guarra, sucia, asquerosa, violenta, descarada, ácida, cutre, anarquista, vomitiva, rara, bizarra, sin sentido, sangre, explosiones, humor negro, humor negrísimo, tetas, heavy metal, pipi, caca, fregonas, pañales, vacas, delfines, Lemmy… Y así me podría tirar horas y horas  intentando describir la secuela de El Vengador Toxico. Esta comprobado: 2 de cada 3 personas simplemente no soportan el cine de Troma. Si eres uno de los que se queda solito estas ante una de las películas más divertidas y sin sentido que ha dado la serie B. El Vengador Toxico IV coje todo lo que tenia la primera, lo recicla y lo eleva al cubo. Sencillamente brutal.

“¡Por una vida químicamente pura!” – El Vengador Tóxico

Cuando vemos cine de Troma no nos lo podemos tomar en serio. Sus películas son guarras, violentas, cutres, sucias, maleducadas… Si nos tomamos en serio algo así podemos acabar en un manicomio en menos de hora y media. Pero si tenemos lo bastante retorcido el sentido del humor o la nevera llena de cervezas esta puede ser la película más divertida de vuestras vidas.  Con ustedes, ¡El Vengador Tóxico!

 

Tromaville (Así de originales son los chicos de Troma), la capital mundial de los residuos tóxicos. Años 80. Un gimnasio lleno de actrizes y actores baratos con cuerpos esculturales. Melvin, el limpiador del gimnasio y la representación gráfica de “pringao”, y cuatro cabrones, más crueles que entrar en una guradería con la polla untada en Nocilla, que le hacen la vida imposible.

Estos “buenos chicos” (Que van atropellando gente y masturbándose con los cadáveres :S) deciden un día hacerle una pequeña broma a Melvin. Pero claro: una pequeña broma puede ser cualquier cosa para tíos que van atropellando niños por ahí, asi que Melvin, avergonzado, salta por la ventana del gimnasio y entonces…

¡Melvin cae “casualmente” en un bidón de residuos tóxicos! Y después de una transformación cutre no, peor, nace ¡El Vengador Tóxico!

¡BU!

Sí, el Vengador es esta cosa fea con tutú que se carga a los malos con una fregona. ¡A partir de ahora la ciudad tiene un nuevo héroe! Toxie va eliminando el crimen de Tromaville pero al pez gordo (En este caso obeso grave) corrupto del alcalde eso no le interesa. El caso es que la gente ama a Toxie:

Y nuestro “apuesto” héroe no tarda en conocer al amor de su vida…

Sarah

Os estaréis preguntando, ¿Como testículos habrá conseguido una tía así? Bueno, es que Sarah es ciega. Toxie es buen chico pero tampoco puede hacer milagros… Y aquí es cuando llegan mis escenas favoritas de la película: las del extraño romance entre Toxie y Sarah…

Que bonito :')

Todo parece ir bien pero pronto aparecerá un problema gordo (el alcalde xD). El desenlace solo en… ¡El Vengador Tóxico!

Conclusión

El Vengador Tóxico es una de las mejores comedias que podréis ver. Un chiste tras otro, todos ellos del humor más negro, y las muertes tan variopintamente macabras. El vestuario y la música al más puro estilo 80’s rematado con ese regustillo cutre propio de la serie B. Ideal para ver con los amigos pero, eso si: no os la toméis en serio. ¡Hasta la próxima!