ZombinLaden: The Axis of Evil Dead

Todo el mundo creía que  Osama Bin Laden fue abatido por los americanos y arrojado sin vida a algún lugar del océano, pero una pareja francesa se encuentra el premio en mitad del Atlántico…

No se si será cierto, pero ese es el argumento que el director francés Clément Deneux nos presenta en su maravilloso corto ZombinLaden: terroristas no-muertos, Coca-Cola y mucha, mucha sangre… (¡y en solo 4 minutos!) ¿Que más se puede pedir?

Desgraciadamente no podremos disfrutar de la “versión larga” de esta maravillosa idea; aunque a mi se me ocurre otra buena película con cierto dictador libio…

En fin, yo me marcho a prepararme un batido de gatito, ¡hasta otra!

“Os dije que teníamos que haber ido a la playa…” – Dead Snow

Dead Snow es una película que llevaba bastante tiempo queriendo ver. Al principio parecía que no iba llegar a España, pero por obra de alguna divinidad del cine cutre que hay por ahí en el cielo (o en el infierno) un año después la estrenan en los cines españoles. Cuando salió, mis amigos, fervientes seguidores del Call of Duty, no tardaron en bajarse “la peli de los zombies nazis” pero al invitarme a verla les dije que ya tenia suficiente con el reggaeton como para ponerme a ver películas con audio “screener”. Total: que me olvidé de ella y hace una semana, por alguna casualidad de la vida, volvió a aparecer…

No nos engañemos: la portada mola

Veamos… Argumento no queremos, queremos zombies nazis.

¡6jovenesvanapasarunfindesemanaenunacabañayliberanelmal!

Ahora ya podemos entrar en materia…

Como he dicho, los protagonistas despiertan a los cadáveres de una patrulla nazi que murieron por allí (WTF?) al robarles su tesoro, que es un cofre con cosas que brillan.

WOW! ¡Me siento como John Travolta y Samuel L. Jackson!

Entonces un viejo alcohólico entra en la cabaña, explica la historia y se va. El viejo este es el personaje más inquietante de la peli. ¿Zombies nazis? ¡Lo de cada día! Pero viejo alcohólico que entra en la cabaña, explica la historia y se va…

Cuando desaparece, los zombies no tardan en venir a buscar lo que es suyo y empiezan a romper las ventanas de la cabaña como haría todo buen zombie que se precie. En realidad los zombies nazis son casi como uno normal, solo que llevan uniforme y quizá, si eres judío, no se conformen solo con el cerebro…

Bueno, a lo que íbamos, los nazis no-muertos no tardan en iniciar el segundo Holocausto:

Espera, esa camiseta me suena de algo...

¡Ups!

Entonces viene uno de los momentos cumbre de la peli, fue cuando ya sencillamente me descojoné… ¡Acaban de abrirle la cabeza como una nuez a su amigo de toda la vida, a su compañero, a su hermano! Todos los compañeros lloran desconsolados y al tío solo se le ocurre decir:

"Os dije que teníamos que haber ido a la playa"

¡Sí, sí y sí! ¡He buscado una foto de un jodido actor novato noruego llamado Stig Frode Henriksen para poner esta frase! ¡Lo merece!

Esta frase no solo es la ostia sino que sirve para anunciar que de aquí en adelante la película sera una matanza sin sentido…

Hordas de zombies nazis...

Stig Frode Henriksen martilleando zombies...

Dolor, sufrimiento, sacrificio...

¡Y Stig Frode Henriksen martilleando zombies otra vez!

Hay una escena que me gusto especialmente, os la voy a colgar aqui… La he bautizado como:

¡Matando zombies nazis a ritmo de rock noruego!

La ultima media hora de película es realmente apoteósica, vale la pena ver el film solo por eso. Es hora de cerrar y al final nuestros protas se cansan de matar zombies nazis y deciden devolver el tesoro, pero el asunto no esta del todo zanjado… El único superviviente avanza débil y cansado hacia su coche para escapar de este horrible infierno. Entonces, cuando se dispone a partir, se da cuenta de que aun no ha devuelto todo el tesoro…

¡Faltaba el euro de chocolate del general nazi!

Fin.

Conclusión

Divertida, entretenida, aunque tarda un poco en empezar con lo que realmente queremos al ver Dead Snow. La primera media hora es aburrida, la segunda mola y la media hora final es realmente buena. Ademas, ver a Stig Frode Henriksen martilleando zombies no tiene precio…

"La próxima vez vamos a la playa"

“¡Para ser eterno!” – The House Of The Dead (2003)

Solo me había pasado esto con Avatar: la imperiosa necesidad de analizar inmediatamente el bodrio que acabas de ver. Cuando acabé de ver la estafa de James Cameron eran las 12 de la noche y estaba casi dormido. A la mañana siguiente me puse a analizarla. El caso es que hace 5 minutos estaba tirado en el sofá descojonandome de risa.

Quizá sea porque acabe de ver la mejor comedia no intencionada de la historia… Quizá porque hace un momento estaba viendo la mierda más grande estrenada en cines… Sea como sea aquí me hallo, haciendo el análisis de la peor película moderna: The House Of The Dead

Para entender este montón de excrementos en forma de fotogramas primero hace falta conocer a su director, Uwe Boll

Uwe Boll saludando a los críticos de cine

Este simpático director alemán tiene una especie de obsesión con los videojuegos, y es que el 90% de sus películas son adaptaciones. Algunos ya lo consideran el digno sucesor de el mítico Ed Wood. Herr Doctor ya se ha cargado joyas como Alone In The Dark o, la que nos concierne, The House Of The Dead. Este juego de disparos es un clásico de los salones recreativos pero, ¿como wookies se hace una película de un juego de matar zombies sin argumento? Tranquilos amigos, nuestro colega Uwe tiene la solución…

La película empieza con 5 jóvenes, más tópicos imposible: tenemos a la rubia tonta, Cynthia, y su novio Greg. Luego están Alicia, Karma y Simon, que es un modelo de ropa interior con una cara que pide a gritos ser desfigurada (Correcto, habéis adivinado como acabara Simon XD)

Los 5 querían asistir a la “fiesta del siglo” pero han perdido el barco. Pongo la fiesta del siglo entre comillas porque allí solo hay cuatro tíos bailando descotroladamente para que parezca que hay más gente:

¡Ufff, eso si que es una multitud!

Bueno, de golpe y porrazo, empiezan a salir zombies con luces de navidad en los ojos y se montan un banquete con todos los de la fiesta. Sí amigos, así sin más.

Mientras tanto nuestros protagonistas han encontrado un barco dispuesto a llevarles a la isla. Aquí conocemos al VERDADERO protagonista de la película:

¡El Capitán Kirk!

Este desgastado marinero es un traficante de puros y de Desert Eagles. Pero eso no es lo mejor… Cuando salen los zombies ni se inmuta, cuando se los carga ni se inmuta y cuando mueren sus compañeros ni se inmuta. ¡Si un borracho de 40 años matara a su hijo recién nacido de una paliza ni se inmutaría! Y encima se pasa la película fumando, al más puro estilo tipo duro.

Al llegar a la isla conocemos al protagonista de la película, Rudy (En realidad es el capitán pero el malvado Uwe Boll nos hace creer que es este) Rudy es el peor actor de este despropósito y su personaje es el típico tío duro pero también listo: el líder del grupo. También conocemos a Liberty, una simpática japonesa que se defiende de los zombies a patadas. “Claro” – pensó Uwe Boll – “como es asiática sabe hacer karate”

En la isla se esta liando la de Dios y hay zombies por todos los lados. ¡Pero no son zombies normales! No, no, no… ¡Los zombies de House Of The Dead pueden correr, saltar, tropezarse, nadar y bucear! Así que los protagonistas deben buscar refugio en una casa que había en la isla.

¡Entonces viene lo mejor de la película! Todo lo demás es una triste excusa para dejar paso a estos 10 minutos de gloria: LA ESCENA DEL TIROTEO

Esta es, posiblemente, la peor escena de acción de la historia. Cables, tiros, trampolines, tiros, sangre, tiros, cámara lenta, tiros, explosiones y más tiros. Cuando muere un personaje la cámara le enfoca y la pantalla se va volviendo roja, al estilo GAME OVER. Encima nos ponen escenas del videojuego intercaladas porque les da la puta gana. ¡Con los letreros de “PRESS START” incluidos! Y al cámara le da un ataque epiléptico y empieza a correr por ahí y a dar vueltas alrededor de los personajes. ¡¿Pero que puta mierda de película es esta?! ¡ES EL APOCALIPSIS CINEMATOGRÁFICO!

(Haced click en “Ver en YouTube“)

Pero vamos a ver, ¿Uwe Boll ha montado todo este circo para rodar estos diez minutos de tiros y tiempo bala? La respuesta es un rotundo . Después de ver esta mierda todo os parecerá bueno. Si es que el guión no tiene sentido, solo sirve para enlazar tiros con más tiros, el problema es que ni lo logra.

¿Pero de donde salen los zombies? Citare aquí, con palabras exactas, la explicación del capitán Kirk:

“Por lo que yo sé, la historia cuenta, que una vez, un cura español loco fue desterrado de España, hace cientos de años”

¡¿¡¿¡¿WTF?!?!?! ¿¿Un cura español loco?! ¡¿Pero quien wookies a escrito este guión?! Los diálogos son una, una… Mejor ved algunos ejemplos:

+ Acaban de ver por primera vez a los zombies y uno de los chicos pregunta “¿Qué demonios eran esas cosas?”, a lo que Kirk responde “No lo sé, pero ahora sé por qué llaman a esta isla, Isla de la Muerte”.

+ En mitad de un ataque zombi, el Capitán está disparando a unos muertos vivientes que emergen del agua. Uno de los chicos dice al Capitán “¡Dispárele!” a lo que Kirk contesta con tono chulesco (La música se detiene para dar importancia a la frase) “Que crees que intentaba hacer, gilipollas de mierda”

+ El malo tiene atrapado a Rudy y se dispone a extraerle los órganos vitales. Entonces Rudy dice “La sangre que hemos visto, todas esas criaturas, las has creado para poder ser inmortal, ¿por qué?” y el malvado cura loco responde “¡¡¡Para ser eterno!!!”

¡Que grandiosos diálogos! ¡Ni el mismísimo Tarantino! Bueno, nuestro compatriota, el cura loco es quien resucita a los zombies y quiere a nuestros amigos para hacerse inmortal. ¿Pero por que?

¡¡¡Para ser eterno!!! (Así es como ve Uwe Boll a los curas locos españoles)

Al final sale un duelo de espadas y FIN. Lo que os dije: una pobre excusa para lo del tiroteo.

Conclusión

En efecto amigos: la mayor mierda estrenada en cines. Tenéis que ver inmediatamente este bodrio, es la mejor comedia no intencionada de la historia. El guión es tan cutre, los diálogos son tan cutres, los actores tan malos… ¡Esa rodada como si fuera un jodido videojuego! ¡¿Como pudieron estrenar algo así en cines?! La banda sonora es música electrónica que no pinta nada, las escenas metidas con calzador directamente sacadas del videojuego y el 90% de la película es en “tiempo bala”.

Gracias Uwe Boll por destrozar uno de los videojuegos de mi infancia…

¡Gracias por regalarme la película más descojonante de la historia!

¡¡¡GRACIAS MAESTRO!!!

"De nada, hombre..."

“El otro día vi a uno con una apisonadora… ¿Has enrollado nunca la pasta de dientes? Bien, pues la cabeza del zombie era el puto tapón” – Bienvenidos a Zombieland

El mundo va en decadencia… Lo siento amigos, pero es así… Los vampiros son bolas de discoteca con patas y los hombres lobo metrosexuales sin un mísero pelo en el pecho… Las discotecas no son lo mismo de antes y , evidentemente, ya no se hacen buenas películas de zombies… Pero el otro día, cuando mi vecino subió a mi piso y me invito a ver una comedia de zombies (¡Saludos Sergi!) mis ansias cinéfilas se vieron saciadas al fin: ¡Bienvenidos a Zombieland!

La película no podía empezar mejor: el protagonista, Columbus, nos explica las reglas del juego y como ha logrado sobrevivir hasta ahora. Después empiezan los créditos iniciales que muestran diversas situaciones en slow-motion y a ritmo de Metallica.

"¡Tranquila! ¡No cal que te lo quites todooo!"

Nuestro protagonista no tarda en encontrarse con Tallahassee, un tipo duro cuyo único objetivo en encontrar el ultimo Twinkie de la Tierra. Los protagonistas se hacen amigos y deciden viajar juntos y disfrutar del apocalipsis…

Esto no puede acabar bien...

Pero nuestros a amigos no tardan en encontrarse con un par de zorras, Wichita y su hermana Little Rock, que les roban el coche y las armas ¡Serán ZORRAS! Pero pronto dan con ellas y al final deciden ir juntos, ademas Wichita tiene dos buenas razones para confiar en ella… Bueno el resto de película van cazando zombies con un humor negro que no veía desde hace mucho tiempo. Por último destacar la aparición de uno de mis actores favoritos que protagoniza sin duda la mejor parte del film.

¡Y sale un parque de atracciones!

Conclusión

La mejor película de zombies más o menos actual. Mucho humor negro y un ligero toque gore rematado con el cameo de ese pedazo de actor que es Bill Murray.

“Esto requiere una intervención divina” – Braidead (Tu madre se ha comido a mi perro)

Era un tranquilo sábado por la tarde, mi primo había venido a casa y junto con mi padre y mi hermano nos disponíamos a ver una aparentemente normal película de zombies… Cinco minutos después estábamos llorando de risa, sin poder respirar y con un irremediable deseo de ir al lavabo que solo se veía incumplido por no querer pausar una joya como esa. El principio no podía ser mejor , la verdad es que cuando vi “Directed by Peter Jackson” en mi pantalla no me lo podía creer. Después se hace un guiño a King Kong y es entonces cuando empieza “Tu madre se ha comido a mi perro”, con esa mítica frase de: “¿Hay desinfectante en el Jeep?”

Si amigo... ¡DESINFECTANTE!

Entonces es cuando empieza la película más sangrienta de la historia. Estamos en Nueva Zelanda, años 50. Un tímido muchacho, Lionel, se enamora de Paquita (Maravillosamente interpretada por Diana Peñavler, actriz española ^_^). Un día quedan para ir al zoológico donde ven a los monos, a las girafas, los elefantes y…

¡¡¡ESTO!!!

Este muñeco cutre de feria rata mono de Sumatra muerde a la madre de Lionel, que “casualmente” pasaba por allí. Pero la madre de Lionel es mucha madre y el pobre mono rata acaba así:

Parece que todo ha acabado pero la madre de Lionel va de mal en peor: su cara se cae a trozos, se comporta como un muerto viviente y se ha comido su propia oreja con natillas.  Es entonces cuando llega Paquita y su simpático perro Fernando y, como habréis deducido,  es entonces cuando se pronuncia la frase que da el titulo a la película: “¡Tu madre se ha comido a mi perro!”

Lionel: "No todo..."

A partir de aquí la madre de Lionel va infectando a media ciudad, incluidos una enfermera y un cura, que nos demuestran que los zombies también pueden amar y, incluso, tener hijos… Y ahora señores y señoras les voy a regalar, por haber leído hasta aquí, la mejor escena de la historia del cine:

Conclusión

La mejor película jamas rodada, al menos la más divertida, que consigue hacer de mutilar el cuerpo humano todo un arte. Cada desmembramiento es tan original y tan divertido mezclado con el mejor humor negro. Un festival de sangre y vísceras sin igual que hará vomitar y reír a partes iguales. Supera con creces a “El Señor de los Anillos” y “King Kong”, es lo mejor de Peter Jackson. Por ultimo decir que después de rodar esta obra maestra Jackson dijo: “No volveré a hacer cine gore hasta que alguien haga algo más sangriento” ¿Os imaginas lo épico que hubiera sido el señor de los anillos con hemoglobina incluida? Una pena… Pero tranquilos, que Jackson se prepare, porque yo algún día lo superare ^_^